Categorías
roma Viajes

Diario de un viaje a Roma: Dia 3

Descarga gratis el nuevo juego de android
Piedra, Papel o Tijera

Clima: Muy soleado

  • Dormí fatal y tengo agujetas, ideal para ir al Vaticano a hacer cola

  • Cojo la famosa guagua/autobús 64 desde Termini a San Pedro. Para los que se quieran ahorrar los 15€ de las guaguas turísticas, la linea 64 hace una buena ruta por la parte más turística de roma.
  • ¡Qué guapo! Voy en la guagua y reconozco todos los sitios por los que va pasando, es lo que tiene haber ido caminando de un lado a otro un par de veces xD
  • Subir a la cúpula de Miguel Ángel en la basílica de San Pedro es un deporte completo, nadie llega arriba sin sudar como un pollo, más si vas «a piedi». Cuesta 5€ si vas a pie y 7€ si vas en ascensor, pero la parte realmente dura hay que subirla caminando porque no llega el ascensor.
  • Una vez dentro de la cúpula, te quedas flipao. La altura de la basílica es increible, la jodida edificación humana más grandiosa en la que he estado. Las personas que hay abajo, dentro de la basílica, parecen hormigas, ese dios del que hablan tiene que ser gigantesco, porque le han hecho una jaula descomunal.
  • La visita al interor de la basílica es sobrecogedora, supongo que a la gente creyente le impacta de una manera diferente que a mi, yo soy un friki de la historia y dentro de esta iglesia, la segunda más grande del mundo (la réplica de san pedro en Costa de Marfil es aun mayor) se respira historia. Los elementos imprescindibles de la basílica son La Piedad (Miguel Angel), el punto rojo que señala dónde fué coronado Carlo Magno, algunas momias de papas (entre ellas la de Juan XXIII), la escultura de San Pedro a la que hay que tocar un pie y el Baldacchino de Bernini, barroco como el solo.

  • Si bajas a ver las tumbas de los papas, llama mucho la atención ver a tanta gente arrodillada y llorando ante la tumba de Juan Pablo II, tambien me hizo reflexionar ver las tumbas de papas antiguos ante las que nadie se detenía. Las antiguas losas de mármol parecen gritar «¡Ey! ¡Que yo tambien fuí Papa!», la gente pasa a su lado como si fueran publicidad del metro :p

  • La Piazza Santa Pedro es una elipse, los dos focos de dicha elipse están marcados en el suelo. Si te colocas sobre uno de ellos y miras hacia el brazo de columnatas más cercano, verás que solo queda visible la primera de las cuatro columnas que tiene el brazo de grosor, genial Bernini 🙂

  • Una pizza en la Piazza San Pedro
  • Visita al Museo Vaticano (15€)
  • La audioguía cuesta 7€, un poco caro el total, pero bueno, la pillo y paso la tarde entera aquí
  • Me encanta el grupo escultural del Laocoonte

  • La verdad es que de momento vale mucho la pena el Museo Vaticano, y aun no he llegado a la Capilla Sixtina. Estoy en la sala de los mapas y me encanta. Todos los mapas me recuerdan a los juegos rpg, me traen recuerdos de Shining Force y Final Fantasy xD Las pinturas del techo son espectaculares y la sala debe tener más de 100 metros de largo.

  • La estancia de la segnatura (firma) de Rafael es increible. Ha valido la pena pillar la audioguía, te explica cada pequeño detalle de los frescos de esta sala. Me ha encantado La Escuela De Atenas.
  • La Capilla Sixtina fué un poco decepcionante, pero claro, yo no sé nada de arte. Parte de la culpa reside en que la audioguía no contaba tantas curiosidades como en la estancia de Rafael. Además, estaba abarrotada de gente y los pobres de seguridad estaban todo el rato gritando «NO FOTOOO! SILENCE!». Esto te corta un poco el rollo. En fin, no dejen de verla por lo que yo diga, que una cosa es que me decepcione y otra que no me pareciera admirable. El problema fué un exceso de expectativas por mi parte.
  • Voy a descansar un rato en la Piazza San Pedro, a ver si me termino el libro sobre la república romana (asimov) que estoy leyendo.
  • Doy un paseo bajando por la ribera del Tiber, hasta el barrio de Trastevere.
  • Me siento un rato en la iglesia de Santa María in Trastevere a escuchar un coro
  • ¡Me encanta Trastevere! Hasta ahora Roma me había decepcionado en el tema de la comida. Si, hay un puesto de helados y pizzas chungas en cada esquina, pero si ni yo me fío de la pinta de esas pizzas por algo será. En trastevere hay restaurantes por todos lados. Además, el barrio es como siempre me había imaginado italia, ni una sola calle recta, mesas con gente comiendo en las terrazas y motos pasando de un lado a otro.
  • Ceno en trastevere a las 19:30. Un suppli (que rico) y una pizza de salami.
  • Trastevere es el sitio de toda Roma donde he visto más españoles, si es que hay pocas cosas que nos gusten más que comer 🙂
  • Me pongo a ver el atardecer en el Puente Cestio, sobre el rio Tiber. Me doy la mano y me juro amor eterno xD

  • En la ribera del rio hay un monton de bares, tiendas y música en directo. A ver si mañana vengo.
  • Isola Tiberina, una isla en medio del Tiber que me recuerda a la Ille de la cité de París
  • Saco una foto al Ponte Roto, es un puente sobre el Tiber, que como su nombre indica, está roto.
  • Sigo bajando por el Tiber, ya de noche. Llego al puente Sublicio, luego por la via Marmorata hasta la Pirámide, si si, una jodida pirámide en medio de Roma.

  • Cojo el metro hasta Termini
  • Acabé el libro de Asimov, empiezo con «Las intermitencias de la muerte» de Saramago.
  • ¡A dormir!

Este post pertenece a una serie de siete que tendrás disponibles en los siguientes enlaces:

Descarga gratis el nuevo juego de android de preguntas y respuestas
Party Game

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.